Logo
parish photo banner

Bautismo

¡El bautismo de su hijo/a es un momento emocionante en la vida de usted y en la vida nueva de su hijo/a! Nosotros estamos felices, muy agradecidos y honrados de participar en la preparación.


Pedir que su hijo/a sea recibido/a dentro de la comunidad de fe Católica, usted está pidiendo a la iglesia que se una a usted a iniciar una parte de la vida de su hijo/a que durara literalmente para siempre. Por esto es que el bautismo es el primer y más importante sacramento de iniciación. Usted está diciendo que valora nuestra espiritualidad Católica y nuestro modo de vivir, y que usted quiere compartir esto con su hijo/a – ¡hoy y para siempre! ¡Qué comienzo tan maravilloso!


Al darle a su hijo/a la bienvenida y al iniciarle dentro de nuestra familia Católica (quiere decir “universal”) a través de tiempo y lugar, usted está también embarcando en una jornada nueva como padre/madre. Junto con los padrinos, usted va a entrar más profundamente dentro de la fe que le fue dada hace mucho tiempo para que ahora pueda transmitirla a su hijo/a. Entonces esto se convierte en algo más que una tradición; esto es una forma de vida que caminaran juntos.


Esto quiere decir que usted acompañará a su hijo/a en un viaje espiritual que es rico en experiencia. Usted está haciendo un compromiso – a su hijo/a y a Dios – que usted vivirá esta fe Católica, asistiendo a Misa, celebrando los Sacramentos, y proporcionando una fundación espiritual de valores y prácticas, para que su hijo/a tenga todos los recursos necesarios para trazar un camino en su vida – hacia la vida eterna.


Esto es el regalo más extraordinario y promesa que usted le está dando a su hijo/a – y a Dios y al pueblo de Dios: la Iglesia. ¡Esperamos acompañarle en este viaje duradero!


La Iglesia requiere “debe haber esperanza bien fundada de que el/la infante será educado/a dentro de la fe Católica” (Código de Derecho Canónico #868). Para ayudar con esto, los padres necesitan:


  • Asistir a Misa y completar un formulario de discusión para ser utilizado entre padres y padrinos, para reflexionar sobre sus experiencias que han compartido y valores;

  • Completar un formulario de Registración y pagar $30 de cuota de registración;

  • Participar en una clase de preparación bautismal que debe fijarse en la oficina o a la cual asistieron dentro de los últimos dos años.

Si usted no está asistiendo regularmente a misa en la iglesia de Santa Rosa, también necesitará una carta del párroco de su parroquia, confirmando que usted asiste regularmente a Misa allí.


Solo se necesita tener un padrino o madrina, aunque la mayoría de la gente escoge tener dos. Al seleccionar a un padrino/madrina, deben buscar a alguien que va a ayudarles a fomentar a vivir una fe Católica para su hijo/a. Los Padrinos deben:


  • Ser Católicos practicantes, proporcionando una carta de su parroquia confirmando que asisten a Misa regularmente;

  • Proveer una carta o certificado declarando que han completado la preparación bautismal dentro de los últimos dos años;

  • Proveer una copia de su certificado de Confirmación;

  • De ser casados, deben estar casados en la Iglesia Católica, como símbolo de que viven su fe. (Si uno de los padrinos no puede estar presente, usted puede elegir a un representante).